Como Conservar Donas o Rosquillas Esponjosas y Suaves

Conservar Donas Portada

Las donas recién hechas son lo mejor, pero no siempre se quiere o puede comer todas, así que se deben guardar hasta entonces, y para ellos te vamos a enseñar a conservar donas o rosquillas correctamente.

Las donas sin relleno o glaseado se pueden guardar a temperatura ambiente por 2 o 3 días. Si se refrigeran pueden durar una semana, y congeladas su tiempo de conservación sería de 2 o 3 meses.

Con esto en mente, nos ahondaremos en el paso a paso de como conservar donas en base a las formas que hemos mencionado anteriormente

Las donas no son conocidas por durar demasiado tiempo, en particular, las que están rellenas o glaseadas.

Por lo tanto, el modo de almenar las donas sin relleno ni glaseado es diferente de las que sí.

¿Cómo conservar las donas sin relleno y/o glaseado?

Hay tres maneras para guardar las donas sin relleno o glaseado, aunque dentro de esta categoría también entran las donas espolvoreadas con azúcar, bien sea granulada o en polvo.

Conservar donas sin relleno a temperatura ambiente

Las donas sin relleno se pueden guardar a temperatura ambiente, y para ello, debes hacer lo siguiente:

  • Paso 1: Dejar enfriar.

Aunque las donas se comen mayormente estando calientes, si se guardan así, el vapor humedecería las donas y arruinaría su textura.

  • Paso 2: Colocar las donas dentro de un recipiente o bolsa hermética.

El aire hace que las donas se endurezcan, así que un recipiente o bolsa hermética ayudará a minimizar el flujo de aire.

Si las donas fueron espolvoreadas con azúcar conviene utilizar el recipiente hermético para no colocar donas encima de las otras.

  • Paso 3: Guardar en un lugar fresco y oscuro.

El calor y luz directa también endurecen las donas, en especial, si tienen azúcar espolvoreada.

Puedes guardar donas a temperatura ambiente por un periodo de 2 o 3 días[1].

Conservar donas sin relleno ni glaseado en la nevera

Las donas duran unos días más dentro de la nevera que a temperatura ambiente, pero si no se guardan correctamente, la humedad podría estropearlas, además de que absorberían el olor y sabor de otros alimentos.

Para evitarlo, sigue estas recomendaciones:

  • Paso 1: Dejar que las donas se enfríen por completo.

El cambio drástico de temperatura si se guardan estando caliente afectaría negativamente la consistencia de las donas.

  • Paso 2: Preparar el recipiente hermético.

Se debe forrar internamente el recipiente con papel pergamino, de esta forma se mantendrá a raya la humedad.

  • Paso 3: Guardar las donas dentro del recipiente hermético.

Si el recipiente es lo suficientemente grande se pueden apilar las donas unas sobre sobre otras. No obstante, si están espolvoreadas con azúcar lo mejor es no apilarlas. Se debe cerrar bien el recipiente.

  • Paso 4: Colocar el recipiente con las donas al fondo de la nevera.

Lejos de la puerta, ya que ahí la temperatura es mucho más estable, lo que contribuiría a mantenerlas en buen estado por más tiempo.

Al almacenar rosquillas en el refrigerador, podrán duran hasta una semana.

Congelar las donas sin relleno

¿Se pueden congelar las donas? El mejor método para el almacenamiento a largo plazo cuando no tienen ni relleno ni glaseado consiste en congelar las donas, siempre y cuando se sigan los pasos que aseguren la máxima calidad. Las donas sin relleno ni glaseado pueden durar de 2 a 3 meses en el congelador.

El paso a paso para congelar las donas sin relleno es el siguiente:

  • Paso 1: Dejar enfriar.

Recuerda, el cambio drástico de temperatura estropearía la textura y consistencia de las donas.

  • Paso 2: Disponer las donas sobre una bandeja.

Pon una capa de papel pergamino sobre la bandeja para luego colocarlas una al lado de la otra dejando un poco de espacio entre ellas.

  • Paso 3: Realizar un primer congelamiento.

Mete la bandeja con las donas en el freezer y deja que se congelen durante cuatro horas.

  • Paso 4: Envolver con papel aluminio.

Aunque se podrían guardar las donas directamente en una bolsa o recipiente hermético, si se envuelven las donas con papel aluminio se protegerá mejor de las quemaduras por congelamiento.

  • Paso 5: Colocar las donas en una bolsa o recipiente hermético.

Estos deben ser aptos para congelarse.

  • Paso 6: Etiquetar la bolsa o recipiente con la fecha de almacenamiento.

Así se mantendrá un mejor control sobre las donas, y se sabrá con certeza si todavía son aptas para consumir si llega a pasar demasiado tiempo.

  • Paso 7: Guardar en el freezer.

Finalmente debemos guardar nuestro recipiente con donas en el congelador.

Al usar este método para conservar donas, estas pueden durar congeladas por 2 o 3 meses.

¿Cómo conservar las donas con relleno?

Los rellenos y glaseados le agregan un extra en sabor a la donas, mejorando mucho de este delicioso postre. Estos rellenos y glaseados pueden ser de cualquier tipo.

Sin embargo, las donas rellenas o glaseadas no se pueden almacenar a temperatura ambiente, puesto que derretirían por completo en un par de horas y estropearían la dona.

El freezer tampoco es una opción viable para la mayoría de estas donas debido a que no todos se congelan bien, pero el verdadero problema surgiría al descongelar, porque de igual forma acabarían humedeciendo toda la dona.

Y una dona muy húmeda, es igual de mala que una dona dura. Por ello, la nevera se presenta como la opción ideal para conservar donas rellenas y/o glaseadas.

Cómo conservar donas con relleno o glaseado en el refrigerador

  • Paso 1: Disponer de un recipiente hermético.

Las donas rellenas, y en particular las glaseadas, no deben almacenarse dentro de una bolsa hermética.

  • Paso 2: Forrar internamente el recipiente con papel pergamino.

También se puede forrar con papel aluminio, pero el papel pergamino protege mejor de la humedad.

  • Paso 3: Colocar las donas dentro del recipiente.

Dejando espacio entre ellas, sobre todo las donas glaseadas, para que de esta manera no absorban la humedad de la otra.

  • Paso 4: Guardar en la zona más fría de la nevera.

Esta es la parte del fondo, lejos de la puerta, ya que el relleno y glaseado necesitan que la temperatura sea estable.

Al conservar rosquillas rellenas y/o glaseadas podrán durar entre 2 y 3 días en la nevera.

¿Cómo conservar donas Krispy Kreme?

Krispy Kreme es una reconocida tienda de donas, con presencia a nivel mundial. Sus donas son reconocidas en todo el mundo por ser sumamente deliciosas.

En la propia página de la empresa[2]se recomienda almacenar sus donas dentro de un recipiente hermético a temperatura ambiente, en un lugar fresco y oscuro por hasta dos días.

Sino, aconsejan congelarlas por hasta unos dos meses, dentro de un recipiente apto para freezer, aunque consideramos que mejor seguir los pasos sobre congelar las donas explicados anteriormente.

Conservar la masa de las donas

Esta es una opción estupenda cuando se quiera adelantar parte de la preparación. En este caso, la masa de las donas se puede guardar en la nevera y en el freezer.

¿Cómo conservar la masa de las donas en la nevera?

Aunque de esta manera no durarán mucho, sirve cuando quieres adelantar de un día para otro la masa de donas.

Para hacerlo de la forma correcta y evitar que la masa se dañe, haz lo siguiente:

  • Paso 1: Aceitar el recipiente.

Así se evitará que la masa se pegue al tazón.

  • Paso 2: Tapar el recipiente.

Si el recipiente es hermético mucho mejor, sino se debe cubrir la masa con plástico para envolver. De este modo, se evita que algo caiga dentro de la masa.

  • Paso 3: Guardar al fondo de la nevera.

Es la zona más fría y, por ende, el proceso de la levadura se ralentizará mejor, aunque igual crecerá. La masa de donas solo puede estar dentro de la nevera unas 24 horas.

¿Cómo congelar la masa de las donas?

¿Se puede congelar la masa de las donas? Claro que sí. Esta es la opción perfecta para almacenar la masa de donas por más de 2 meses. En especial, es una buena opción si vendes donas y necesitas acelerar el proceso de preparación dejando lista la masa.

Pero en este caso, la masa debe almacenarse con la figura de las donas ya cortadas, porque si se congela toda la masa junta, al descongelarla se arruinaría su consistencia.

Con esto en mente, para guardar la masa de donas en el freezer, haz lo siguiente:

  • Paso 1: Cortar la masa en forma de dona.

Ya que resulta mucho más práctico, que guardar toda la masa.

  • Paso 2: Preparar la bandeja.

Se pone una capa de papel pergamino sobre la bandeja. Luego se disponen la masa de donas cortadas sobre ella, dejando espacio entre ellas.

  • Paso 3: Meter al freezer por 3-4 horas.

De esta manera, las piezas de donas se congelarán y no se pegarán entre ellas.

  • Paso 4: Guardar en recipiente o bolsa hermética.

Así se evita tener todas las piezas congeladas regadas por todo el freezer.

  • Paso 5: Colocar la fecha de almacenamiento.

Para mantener un control sobre la masa congelada.

  • Paso 6: Guardar en el freezer.

De esta manera, la masa de donas podrá estar congelada por 2 meses[3]. Para freír las donas, se debe esperar a que la masa alcance la temperatura ambiente.

Para ello se puede dejar a temperatura ambiente durante 6 horas, o dejar la masa toda la noche en el refrigerador.

¿Cómo saber cuándo las donas están en mal estado?

Al igual que otras recetas repostería, se sabe que las donas se encuentran en mal estado cuando:

  • Hay presencia de moho.
  • Tienen un olor rancio.
  • Saben mal.
  • El relleno o glaseado se encuentra en mal estado.

En este caso, y para evitar una intoxicación, conviene desechar las donas.

¿Cuánto tiempo duran las donas?

La respuesta varía según el método de conservación, acá te dejó un resumen del tiempo de duración las donas.

ProductoTiempo de conservación
Donas a temperatura ambiente2 – 3 días
Donas refrigeradas1 semana
Donas congeladas2 – 3 meses
Donas con relleno o glaseado refrigeradas2 – 3 días
Masa de donas refrigeradas24 horas
Masa de donas congelada2 meses

¿Cuál es la mejor forma de conservar donas?

La verdad que las donas recién hechas no tienen comparación, sin embargo, se podría decir que si se guardan bien a temperatura ambiente, las donas podrán conservar mejor su sabor.

Aunque siempre se debe estar pendiente del tiempo, y del clima, porque si se vive en un lugar muy caliente conviene almacenar las donas en la nevera. Además, de que podrían durar un poco más.

Sin embargo, las donas rellenas o glaseadas, sí o sí, se deben guardar en el refrigerador, sin importar el lugar donde se viva.

Las donas se congelan muy bien, en caso de que no tengas más remedio de congelar un montón de ellas sin preocuparte de comerlas todas antes de tiempo.

Pero no todas las donas rellenas o glaseadas se congelan bien, por lo que en este caso lo mejor es no considerar esta opción.

Ahora bien, el secreto para disfrutar de unas donas frescas todo el tiempo, es congelar la masa de las donas, ya picadas, y preparar solo las que te quieras comer.

Que interesante ha sido este post sobre conservar donas, espero que hayas aprendido. Igualmente quedas cordialmente invitado a seguir aprendiendo más y más sobre el mundo de la conservación de alimentos con los siguientes artículos.


[1] https://mospace.umsystem.edu/xmlui/bitstream/handle/10355/85121/GH1505.pdf?sequence=1

[2] https://help.krispykreme.com.au/hc/en-us/articles/360000149935-What-is-the-best-way-to-store-Krispy-Kreme-doughnuts-

[3] https://www.researchgate.net/publication/267851907_Food_Freezing_Guide

Deja un comentario