Cómo Conservar Pistachos (Naturales, Tostados)

Conservar Pistachos
Conservar Pistachos

Los pistachos entran en la categoría de fruto seco y son sumamente versátiles debido a su peculiar sabor, un poco agridulce, así que se suele añadir en numerosas recetas saladas y dulces, pero, ¿cómo se conserva el pistacho?

Si tienes pistachos frescos, los puedes guardar a temperatura ambiente, con o sin cáscara, entre 3 y 4 semanas, pero si lo refrigeras te pueden llegar a durar un año y congelado se mantendrán hasta 3 años.

Para aprender a cómo conservar pistachos de la manera correcta, solo tienes que seguir leyendo.

Cómo conservar pistachos a temperatura ambiente

Los pistachos los puedes encontrar, mayormente, con las cáscaras abiertas, por lo que, sin importar si la tienen o no, se mantienen por el mismo periodo de tiempo.

No obstante, vale la pena señalar que, en lugares muy calurosos, con un clima que sobrepase los 20°C, no se recomiendan dejar los pistachos a temperatura ambiente porque podrían ponerse malos muy rápido.

  • Paso 1: Poner los pistachos en un recipiente hermético.

Puedes poner los pistachos, con o sin cáscara, dentro de una bolsa o envase hermético. Preferiblemente, te aconsejo guardar los pistachos dentro de recipiente de vidrio con tapa de rosca o hermética, pues este material conserva mejor los alimentos. Además, el recipiente tiene que estar completamente y seco.

  • Paso 2: Escribir la fecha de almacenamiento de los pistachos.

Escribe la fecha sobre la bolsa o recipiente, o coloca una etiqueta con esa información. También tienes la opción de pegar un poco de cinta adhesiva y escribir encima la fecha.

Otra opción sería pegar un papel con la fecha de almacenamiento al envase o bolsa con cinta adhesiva.

  • Paso 3: Guardar los pistachos en un lugar oscuro.

El sitio donde vayas a dejar los pistachos tiene que mantenerse seco, oscuro y muy fresco, de ese modo, los pistachos podrán estar entre 3 y 4 semanas a temperatura ambiente.

Si el clima es superior a los 20°C, los pistachos solo resistirán estar entre 5 y 7 días a temperatura ambiente, y tienes que revisarlas diariamente para comprobar su estado.

Cómo conservar pistachos en la nevera

Tanto si vives en un lugar caliente o no, conservar los pistachos en la heladera es una excelente opción para mantenerlos por una buena temporada y sin tener preocuparte mucho por ellos, siempre y cuando sigas estas indicaciones:

  • Paso 1: Colocar los pistachos en un recipiente hermético.

Mete los pistachos, con o sin cáscara, dentro de una bolsa o recipiente hermético.

Pero para protegerlos mejor de la humedad y evitar que absorban el olor de otros alimentos, pon primero los pistachos en una bolsa hermética y luego colócalos dentro de un recipiente, u otra bolsa, hermético.

  • Paso 2: Poner la fecha de almacenamiento de los pistachos.

Coloca la fecha de almacenamiento directamente sobre la bolsa o recipiente, o pega una etiqueta con el nombre del producto y la fecha. Otra opción sería poner un poco de cinta adhesiva y, por encima, escribir la fecha con un marcador.

  • Paso 3: Guardar los pistachos en la nevera.

Coloca el recipiente en la parte más fría de tu refrigerador, lejos de alimentos que desprendan un fuerte olor, así los pistachos se mantendrán un año refrigerados. [1]

Cómo congelar los pistachos

¿Se pueden congelar los pistachos? ¡Definitivamente!   Los pistachos se congelan muy bien, incluso con cáscaras, solo tienes que seguir mis recomendaciones.

  • Paso 1: Poner los pistachos en un recipiente hermético.

Coloca los pistachos, con o sin cáscara, en un envase o bolsa hermética resistentes al freezer.

Cabe destacar que los pistachos con cáscara estarán mejor protegidos de las quemaduras por congelamiento. Por tal motivo, te aconsejo poner los pistachos sin cáscaras en una bolsa hermética, luego meter esa bolsa dentro de otra o en un recipiente resistente.

  • Paso 2: Anotar la fecha de almacenamiento de los pistachos.

Pega una etiqueta con la fecha de almacenamiento o escríbela sobre la bolsa o recipiente. Otra opción consistiría en colocar un poco de cinta adhesiva y escribir sobre ella la fecha de almacenamiento.

  • Paso 3: Guardar los pistachos en el freezer.

Los pistachos podrán estar congelados durante 3 años. [2]

Tienes la posibilidad de descongelarlos y volverlos a congelar una vez más, pero su sabor se verá afectado significativamente, por tal motivo te aconsejo descongelar únicamente los pistachos que vayas a necesitar, dejándolos en la nevera toda una noche.

Los pistachos descongelados pueden estar entre 1 y 2 semanas en la nevera. En cambio, si los vuelves a congelar, podrán mantenerse un año más en el freezer.

Cómo conservar pistachos tostados

Si tostaste los pistachos su tiempo de vida útil disminuirá, además ya no podrás guardarlos a temperatura ambiente, no obstante, podrás almacenarlos del siguiente modo:

  • Paso 1: Esperar que los pistachos se enfríen.

Primero espera hasta que los pistachos tostados dejen de estar calientes para después guárdalos, o el calor interno producirá humedad dentro del recipiente.

  • Paso 2: Colocar los pistachos tostados en un recipiente.

Si tienes pensado guardar los pistachos tostados en el refrigerador, te recomiendo utilizar un frasco de vidrio con tapa hermética o de rosca. Pero si tienes planeado congelarlos, entonces te conviene usar bolsas o envases plásticos herméticos que sean resistentes al freezer.

  • Paso 3: Escribir la fecha de almacenamiento de los pistachos tostados.

Puedes colocar una etiqueta, escribir la fecha de almacenamiento directamente sobre el envase, o bien, pegar cinta adhesiva sobre el recipiente y escribir la fecha con un marcador.

  • Paso 4: Guardar los pistachos tostados.

Tienes dos opciones de almacenamiento: si guardas los pistachos tostados en la parte más fría de la nevera se mantendrán entre 3 y 5 días; mientras, que los pistachos tostados pueden estar entre 3 y 4 meses en el freezer.

Cómo conservar la crema de pistachos

Con los pistachos puedes preparar una rica crema, que se usa para untar o de relleno, y de esta receta existen muchas versiones, pero todas se almacenan de la misma forma.

  • Paso 1: Transferir la crema de pistachos a un recipiente hermético.

Si quieres mantener la crema en la nevera, entonces usa un recipiente de vidrio con tapa hermética, pero si la vas a congelar, lo mejor será utilizar un envase de plástico resistente o hasta una bolsa para congelar.

  • Paso 2: Poner la fecha de almacenamiento de la crema de pistachos.

Anota la fecha en una etiqueta y después pégala al recipiente, o escríbela directamente sobre la bolsa.

  • Paso 3: Guardar la crema de pistachos.

Puedes guardar la crema de pistachos en la parte más fría de tu heladera por 2 semanas, o congelar la crema de pistachos durante 4 o 6 meses.

¿Cómo saber si los pistachos se pusieron malos?

Cuando los pistachos se echan a perder, su olor cambia, en concreto, comienzan a oler rancios. Sin embargo, si el olor no es muy fuerte, puedes tostarlos y estarán seguros para comer, pero si el olor no se quita, tíralos a la basura.

Los pistachos con sabor raro, como agrio o amargo, están malos. Asimismo, cuando a los pistachos le salen moho (pelusas o manchas negras o blancas), ya no se deben comer o sufrirás una intoxicación.

Si los pistachos perdieron mucho aceite y se encuentran muy babosos y aguados, también tendrás que deshacerte de ellos.

¿Cuánto duran los pistachos?

Los pistachos suelen durar bastante tiempo, en especial en frío, pero abajo te dejo un resumen de ello.

ProductoDuración
Pistachos a temperatura ambiente3 – 4 semanas
Pistachos a temperatura ambiente (clima superior a 20°C)5 – 7 días
Pistachos refrigerados1 año
Pistachos congelados3 años
Pistachos descongelados y refrigerados1 – 2 semanas
Pistachos descongelados, vueltos a congelas1 año
Pistachos tostados y refrigerados3 – 5 días
Pistachos tostados y congelados3 – 4 meses
Crema de pistachos refrigerada2 semanas
Crema de pistachos congelada4 – 6 meses

¿Cuál es la mejor manera de conservar los pistachos?

Teniendo en cuenta todos los puntos, conservar los pistachos dentro de la nevera es la mejor forma de almacenarlos, ya que estarán listos para usarse en cualquier momento que se antoje y por una buena temporada.

No obstante, congelar los pistachos es una buena opción si necesitas conservarlo más allá del tiempo que puede ofrecerte el refrigerador, además en esta opción no tendrás que preocuparte si absorben el olor de otros alimentos.

Los pistachos también pueden guardarse en la despensa, pero deberás tener en cuenta si el sitio donde lo vayas a dejar es muy caliente, ya que el calor hará que desprenda aceite más rápido.

Con respecto a los pistachos tostados o a la crema de pistachos, estos solo se pueden conservar en frío, ya sea que los guardes en la nevera o en el freezer.

Si te gustaría saber cómo preservar otro fruto seco, hemos publicado varios temas de ello y de otros más que podrían serte de utilidad, así que explora cuanto gustes.


[1] https://espanol.foodsafety.gov/keep-food-safe/foodkeeper-app

[2] https://escholarship.org/uc/item/6jg0d368

Cómo Conservar Pecanas (tostadas) y el pie de pecanas

Conservar Pecanas
Conservar Pecanas

Las pecanas, también llamadas pacanas o nueces de pecán, son un tipo de fruto seco, ricos en minerales, vitaminas y proteínas, además aportan grasa buena a nuestro organismo, pero, ¿Cómo se conservan las pecanas?

Puedes guardar las pecanas, con o sin cáscara a temperatura ambiente de 3 a 4 meses, si la refrigeras te pueden llegar a durar entre 9 y 12 meses, mientras que congeladas aguantarán de 3 a 5 años.

Para conocer en detalle cómo conservar las pecanas, solo tienes que seguir leyendo.

Cómo conservar pecanas a temperatura ambiente

Puedes almacenar las pecanas a temperatura ambiente, pero siempre y cuando el clima donde residas no sobrepase los 20°C. Si no es ese el caso, te aconsejo mejor guardarlas en la nevera.

  • Paso 1: Colocar las pecanas dentro de un recipiente hermético.

Puedes poner las pecanas, con o sin cáscara, dentro de una bolsa o envase que sean herméticos. Pero, en el caso de las pecanas sin cáscara, te recomiendo ponerlas dentro de un tarro de vidrio con tapa de rosca o hermética, ya que se conservarán mejor.

  • Paso 2: Escribir la fecha de almacenamiento de las pecanas.

Coloca la fecha sobre la bolsa o recipiente, o pega una etiqueta con esa información. También puedes poner un poco de cinta adhesiva y escribir sobre ella la fecha.

Incluso podrías pegar con cinta adhesiva un papel con la fecha de almacenamiento.

  • Paso 3: Guardar las pecanas en un lugar seco.

Asegúrate de que el lugar donde vayas a colocar las pecanas se mantenga seco, fresco y oscuro, ya que así, las pecanas con cáscara podrán estar 4 meses a temperatura ambiente, y las que no tengan cáscaras unos 3 meses. [1]

Si el clima supera los 20°C, igual puedes guardar las pecanas a temperatura ambiente, pero deberás revisarlas regularmente, y se mantendrán entre 2 y 4 semanas.

Cómo conservar pecanas en la nevera

Una mejor alternativa, especialmente, cuando el calor está pegando fuerte, sería preservar las pecanas en el refrigerador, pues así mantendrán mejor sus nutrientes y aceites esenciales. Para guardarlas, solo tienes que hacer:

  • Paso 1: Poner las pecanas en un recipiente hermético.

Puedes colocar las pecanas (con cáscara o sin ella), dentro de un envase o bolsa herméticos. Sin embargo, te aconsejo meter las pecanas sin cáscara en un tarro de vidrio que selle bien herméticamente.

En este caso es muy importante que el recipiente donde vayas a guardar las pecanas sin cáscaras tenga un buen sellado, debido a que estas absorben mucho el olor de otros alimentos.

  • Paso 2: Anotar la fecha de almacenamiento de las pecanas.

Escribe la fecha de almacenamiento sobre la bolsa o recipiente, o pon una etiqueta. Igualmente, puedes poner un poco de cinta adhesiva y escribir sobre ella la fecha con un marcador.

O hasta podrías pegar con cinta adhesiva un papel con la fecha de almacenamiento, solo asegúrate de cubrir bien el papel con cinta adhesiva para que no se deshaga en la nevera.

  • Paso 3: Guardar las pecanas en la heladera.

Colócalas en la parte más fría, lejos de alimentos que desprenden olor, de ese modo, las pecanas con cáscara se mantendrán unos 12 meses dentro de la nevera, mientras que las pecanas sin cáscaras podrán estar refrigeradas unos 9 meses.

Cómo congelar pecanas

¿Se pueden congelar las pecanas? ¡Claro que sí! E incluso podrías congelarlas con cáscaras, aunque te resultará mucho más práctico pelarlas primero, antes de guardarlas en el freezer.

  • Paso 1: Meter las pecanas en un recipiente hermético.

Puedes colocar las pecanas (con o sin cáscara), dentro de un envase o bolsa herméticos, pero tienes que ser resistentes al congelador.

  • Paso 2: Colocar la fecha de almacenamiento de las pecanas.

Escribe la fecha de almacenamiento sobre la bolsa o recipiente con un marcador o pega una etiqueta. Si no tienes una etiqueta y no quieres rayar la bolsa o recipiente, puedes colocar un poco de cinta adhesiva y escribir sobre ella la fecha.

Incluso podrías pegar un papel con la fecha de almacenamiento con cinta adhesiva, solo asegúrate de cubrirlo bien con la cinta para que no se rompa.

  • Paso 3: Guardar las pecanas en el freezer.

Las pecanas podrán estar congeladas de 3 a 5 años. Tendrás la posibilidad de descongelarlas y volverlas a congelar las veces que quieras, pero para que su sabor no se vea tan afectado, descongélala en la nevera un día antes.

Las pecanas descongeladas y refrigeradas pueden estar unos 6 meses en la nevera. Mientras que, si se descongelan y después se vuelven a congelar, podrán resistir hasta dos años en el freezer. Cuanto más tiempo pasen en el freezer, irán perdiendo sabor.

Cómo conservar las pecanas tostadas

Si tomaste la decisión de tostar tus pecanas, deberás saber que el tiempo de conservación se verá reducido y no podrás dejarlas a temperatura ambiente. Para almacenarlas tendrás que hacer lo siguiente:

  • Paso 1: Meter las pecanas en el tarro de vidrio.

Si guardarás las pecanas tostadas en la nevera, usa un envase de vidrio con tapa hermética. Pero este debe ser esterilizado previamente (déjalo unos 10 o 15 minutos agua hirviendo), y tiene que estar bien seco.

Pero si tienes planeado congelarlas usa unas bolsas o envases plásticos herméticos resistentes al freezer.

  • Paso 2: Escribir la fecha de almacenamiento de las pecanas tostadas.

Pega una etiqueta con la fecha de almacenamiento, o bien, pon un poco de cinta adhesiva sobre el tarro y escribe la fecha con un marcador.

También podrías pegar con cinta adhesiva un papel con la fecha de almacenamiento, solo asegúrate de cubrirlo bien con la cinta para que no se deshaga. Si estás usando una bolsa, solo pon la fecha sobre ella.

  • Paso 3: Guardar las pecanas tostadas.

Coloca las pecanas tostadas en la parte más fría de tu frigorífico, de esa forma se mantendrán en buen estado de 2 a 4 semanas. En cambio, las pecanas tostadas congeladas se mantendrán por 3 o 4 meses.

Cómo conservar las pecanas en jarrones de venta comercial

En supermercados y tiendas de comida se pueden comprar pecanas peladas dentro de jarrones plásticos o empaquetadas en bolsas plásticas selladas de diferentes tamaños.

Estas son pecanas tostadas a las que se le añaden sal, azúcar, chocolate, etc., o vienen de forma “natural”, pero todas tienen conservantes, y hacen que duren mucho más tiempo a temperatura ambiente.

Si el jarrón o empaque se mantiene sellado, puedes guardar las pecanas en un lugar donde no le pegue la luz o el calor de manera directa, y que se mantenga seco.

Así, las pecanas de venta comercial, sin abrir, podrán mantenerse por unos 12 meses a temperatura ambiente, una vez abierto solo aguantarán un mes. [2]

También puedes guardar las pecanas selladas en la nevera hasta la fecha de caducidad, y después que la destapes, durarán de 4 a 6 meses.

Y si decides congelarlas, las pecanas de venta comercial podrán estar en el freezer entre 9 y 12 meses. [3]

Asegúrate de usar recipientes o bolsas herméticas en caso de que se rompa el envase o empaque, y que resistan el freezer si las vas a congelar. Pero no se te olvide colocar la fecha de almacenamiento en ningún caso.

Cómo conservar el pie de pecanas

Con las pecanas se pueden preparar un delicioso pie, que, si te sobró un poco o quieres preparar con antelación, lo puedes guardar de la siguiente forma:

  • Paso 1: Esperar que el pie se enfríe.

Al sacar el pie del horno, colócalo sobre una rejilla, así podrá circular mejor el aire y expulsar el calor rápidamente. Solo no dejes el pie de pecanas más de 2 horas a temperatura ambiente.

  • Paso 2: Envolver el pie de pecanas.

Si puedes desmoldar el pie, o ya está picado, envuélvelo con sumo cuidado con papel aluminio o film transparente. También puedes envolverlo con todo y molde, pero en ningún caso debes apretar muy fuerte.

  • Paso 3: Poner dentro de un recipiente hermético.

Si no cuentas con un envase hermético, puedes usar una bolsa hermética. Si los vas a congelar, recuerda usar los que sean resistentes al congelador.

  • Paso 4: Escribir la fecha de preparación del pie de pecanas.

Acá debes escribir la fecha de preparación del pie. Lo puedes hacer tal y cómo lo expliqué en los otros métodos, escribiendo directamente sobre el recipiente, poniendo una etiqueta o usando cinta adhesiva.

  • Paso 5: Guardar el pie de pecanas.

Si vas a refrigerar el pie, colócalo en la parte más fría, de esa forma, el pie de pecanas se mantendrá en buen estado de 3 a 4 días. Mientras que el congeladas el pie de pecanas puede estar entre 1 y 2 meses.

Para solo conservar la base del pie de pecanas, puedes seguir los lineamos expuestos de este punto en el tema del pie de limón. Pero, en resumen, se conserva de manera similar que el pie de pecanas entero.

Lo único que cambia es el tiempo de conservación, en la heladera la base del pie hecha con masa quebrada podrá estar unas 3 semanas y en el freezer unos 3 meses.

¿Cómo saber si las pecanas se echaron a perder?

Estas son las señales que te dicen si las pecanas se pusieron malas:

  • Olor rancio o malo.
  • Sabor amargo o rancio.
  • Viscosidad y cambio de consistencia (por la pérdida de aceite se ponen aguadas).
  • Moho (pelusas o manchas negras o blancas).

Si se presenta alguna de estas señales, tira las pecanas al cesto de basura para que no te enfermes del estómago después.

¿Por qué se echan a perder las pecanas?

Las pecanas, como prácticamente cualquier otro fruto seco, contienen una alta cantidad de grasas naturales que, desafortunadamente, las acaban estropeando si no se almacenan del modo adecuado.

El calor es el principal responsable de que las pecanas exuden sus grasas naturales. Caso contrario en los entornos húmedos, ya que las pecanas pueden absorber la humedad en el ambiente y eso propicia el desarrollo de bacterias y hongos.

También se tiene que tener en cuenta que el proceso natural de descomposición de cualquier fruto provoca que se vayan echando a perder lentamente.

¿Cuánto duran las pecanas?

Las pecanas tienen un tiempo de vida útil largo para ser un producto natural, de todos modos, te dejo un resumen de ello.

ProductoDuración
Pecanas con cáscara a temperatura ambiente4 meses
Pecanas sin cáscara a temperatura ambiente3 meses
Pecanas a temperatura ambiente (clima superior a 20°C)2 – 4 semanas
Pecanas con cáscara refrigeradas12 meses
Pecanas sin cáscara refrigeradas9 meses
Pecanas congeladas3 – 5 años
Pecanas descongeladas y refrigeradas6 meses
Pecanas descongeladas y congeladas una vez más2 años
Pecanas tostadas refrigeradas2 – 4 semanas
Pecanas tostadas congeladas3 – 4 meses
Pecanas de venta comercial (empaque sellado) a temperatura ambiente12 meses
Pecanas de venta comercial (empaque abierto) a temperatura ambiente1 mes
Pecanas de venta comercial (empaque sellado) refrigeradasHasta la fecha de caducidad
Pecanas de venta comercial (empaque abierto) refrigeradas4 – 6 meses
Pecanas de venta comercial congeladas9 – 12 meses
Pie de pecanas refrigerada3 – 4 días
Pie de pecanas congelada1 – 2 meses
Base del pie refrigerado3 semanas
Base del pie congelado3 meses

¿Cuál es la mejor manera de conservar las pecanas?

En lo que a mí respecta, el mejor modo de conservar las pecanas es refrigerándolas o congelándolas, pues si lo haces de la manera correcta se mantendrán por meses y hasta años.

Tienes la posibilidad de almacenar las pecanas a temperatura ambiente siempre y cuando el clima no esté muy caluroso, de lo contrario acabarán exudando su grasa natural y después se pondrán rancias rápidamente.

Las pecanas tostadas, contrario a lo que se puede llegar a creer, duran menos que las frescas, y se conservan del mismo modo.

Con respecto a las pecanas de venta comercial, estas suelen durar más a temperatura ambiente siempre y cuando el envase o empaque se mantenga sellado, pues abiertos deberán mantenerse en frío preferiblemente.

Si te interesa conocer cómo preservar otro fruto, solo tienes que usar nuestro buscador y poner el nombre del producto que te interese conservar. Si no se encuentra disponible, puedes estar pendiente ya que regularmente añadimos nuevos temas.


[1] https://pubs.nmsu.edu/_h/H620/

[2] https://foodbanksbc.org/wp-content/uploads/2014/12/Food-Storage-Guidelines3.pdf

[3] https://lee.ces.ncsu.edu/wp-content/uploads/2012/12/TheFoodKeeper.pdf?fwd=no

Cómo Conservar Anacardos (Frescos, Tostados)

Conservar Anacardos
Conservar Anacardos

Los Anacardos son uno tipo de fruto seco que se obtienen al secar la semilla del fruto que da el árbol de anacardo (también llamado merey, cajú, cajuil o marañón), pero, ¿Cómo se conservan los anacardos?

Puedes guardar los anacardos a temperatura ambiente de 2 a 4 semanas, si lo almacenas dentro de la nevera te pueden llegar a durar unos 6 meses, pero si los congelas se mantendrán por hasta un año.

Si quieres conocer en detalle la manera de conservar anacardos, continua con la lectura.

Cómo conservar anacardos a temperatura ambiente

Por lo general, los anacardos, al igual que el resto de frutos secos, resisten por muchos días estas a temperatura ambiente, por lo que tranquilamente puedes guardarlos en una zona de tu despensa.

No obstante, debes tenerlos bien reguardados de los agentes externos, en especial el calor, ya que hará que los anacardos pierdan sus aceites naturales rápidamente y se pongan rancios.

Por lo tanto, para almacenar los anacardos a temperatura ambiente de la forma correcta, tienes que seguir los pasos que te dejo a continuación:

  • Paso 1: Transferir los anacardos a un recipiente hermético.

Este recipiente puede ser una bolsa o envase de plástico, sin embargo, para guardar alimentos lo mejor es usar tarros de vidrios, y claro todos estos deben contar con una tapa o sellado hermético, para aislar bien los anacardos.

  • Paso 2: Etiquetar.

Como estarán guardados por muchos días, te conviene poner la fecha de almacenamiento. Puedes escribirlo sobre la bolsa o envase, o pegar una etiqueta con esa información.

  • Paso 3: Guardar los anacardos en un lugar fresco.

Como te dije anteriormente, si quieres que te duren bastante los anacardos no los pongas cercas de lugares o aparatos que emitan calor, además debe estar libre de humedad y oscuro.

De esta forma, los anacardos se mantendrán en buen estado a temperatura ambiente de 2 a 4 semanas, dependiendo de lo frescos que estén. [1]

Cómo conservar los anacardos en la nevera

Uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta al almacenar los anacardos en la nevera, es que deben estar en un recipiente que selle completamente la entrada de aire y humedad.

Los anacardos son higroscópicos, lo que quiere decir que absorben toda la humedad que tienen cerca, además de absorber el olor de otros alimentos, por eso es importante mantenerlos bien sellados y alejados de alimentos con fuerte olor.

  • Paso 1: Colocar los anacardos en un recipiente hermético.

Te aconsejo usar tarros de vidrio con una buena tapa hermética para guardar los anacardos, pero también puedes utilizar una bolsa o envase de plástico que sea hermético.

Si no te fías del sellado hermético del recipiente, puedes poner los anacardos en una bolsa hermética, asegurándote de sacar todo el aire antes de cerrarla y luego ponerla dentro de un envase hermético u otra bolsa resellable.

  • Paso 2: Etiquetar.

Como pueden estar almacenados de esta manera por una larga temporada, anota la fecha de almacenamiento sobre la bolsa o pega una etiqueta con esa información en el recipiente.

  • Paso 3: Guardar los anacardos en la nevera.

Tal y como te indique antes, coloca los anacardos lejos de alimentos que desprendan un fuerte olor, o si el envase lo permite puedes colocarlo en un compartimento de la puerta del refrigerador.

De ese modo, los anacardos podrán estar refrigerados por espacio de 6 meses.

Cómo congelar los anacardos

¿Se pueden congelar los anacardos? Claro que puedes congelarlos, esta una manera de almacenar una gran cantidad de anacardos sin temor a que se pongan rancios.

  • Paso 1: Embolsar los anacardos.

En este caso, y sobre todo si tienes muchos, divide los anacardos en varias bolsas para congelar, no tienen que ser bolsas pequeñas. E intenta sacar todo el aire de la bolsa que puedas antes de cerrarla.

Si no tienes bolsas, puedes usar recipientes herméticos de plásticos resistentes al freezer.

  • Paso 2: Etiquetar.

Escribe la fecha de almacenamiento de los anacardos sobre la bolsa.

  • Paso 3: Guardar los anacardos en el freezer.

De este modo, los anacardos podrán estar congelados durante 1 año.

Cómo conservar anacardos tostados

Se cree que al tostar los anacardos, estos durarán algo más de tiempo a costa de perder algunas de sus propiedades. Sin embargo, solo duran un poco más de tiempo a temperatura ambiente, siempre y cuando no se le añada nada.

Para tostarlos puedes usar un horno convencional, un hornito tostador, una sartén, una freidora de aire e incluso con un microondas. Si piensas usar el horno, precaliéntalo primero a unos 180°C.

Después, mezcla los anacardos con un chorrito de aceite en un bol para que queden impregnados. Luego coloca papel pergamino o de aluminio sobre una bandeja y esparce sobre ella los anacardos. Hornea por unos 8 o 12 minutos, o hasta que se doren.

En el hornito tostador y freidora de aire es un proceso parecido, solo que en la freidora de aire cocinaras por 5 minutos para luego sacarlos, removerlos y volver a tostar por 3 o 5 minutos más. Mientras que el hornito tostador solo tardará unos 5 minutos.

En el microondas debes colocar los anacardos untados con un poco de aceite en una plato apto para el microondas. Luego los doraras en tandas de un minuto a máxima potencia, pero no te quedarán crujientes.

Finalmente para tostarlos en la sartén, usa una que no sea gruesa, y pon el fuego a nivel medio-alto. Echa un chorrito de aceite en la sartén y luego los anacardos, ve removiendo constante hasta que se doren.

A la hora de guardar los anacardos tostados, solo tienes que hacer lo que digo a continuación:

  • Paso 1: Esperar que los anacardos se enfríen.

Si los almacenas cuando aún calientes, se generaría vapor, que luego crearía humedad dentro del envase y eso nunca es algo bueno para ningún alimento.

  • Paso 2: Embolsar o envasar los anacardos.

Para guardar a temperatura ambiente o en la nevera los anacardos tostados, te recomiendo que uses tarros de vidrio con una buena tapa hermética, aunque igual puede usar bolsas o envases herméticos de plástico.

Para el freezer solo debes usar bolsas o envases plásticos resistentes al congelador, y que tengan tapa o sellado hermético.

  • Paso 3: Etiquetar.

Escribe la fecha de almacenamiento de los anacardos sobre la bolsa o envase.

  • Paso 4: Almacenar los anacardos tostados.

Guarda los anacardos tostados a temperatura ambiente en un lugar oscuro, fresco y seco por aproximadamente 4 semanas. Si refrigeras los anacardos tostados se mantendrán por 6 o 7 meses.

En caso de que pongas los anacardos tostados en el freezer, se mantendrán de 12 a 18 meses.

Cómo conservar los tarros de anacardos de venta comercial

Los tarros de anacardos o las bolsas de anacardos que se pueden conseguir comercialmente, pueden resistir mucho tiempo a temperatura ambiente, siempre y cuando los mantengas sellados.

Solo guarda estos empaques sellados, que mayormente contienen anacardos tostados con sal, en un lugar seco, fresco y oscuro, hasta la fecha de caducidad indicada en el paquete.

Cuando los destapes, transfiérelos a un envase o bolsa herméticos, si el empaque donde vino no se puede volver a cerrar de manera hermética, puedes usar este mismo. Luego almacena siguiendo las indicaciones mencionadas anteriormente en los otros métodos.

El empaque de anacardos tostados abiertos te podrá durar 1 mes a temperatura ambiente, entre 4 – 6 meses si los refrigeras, o entre 9 – 12 meses si los almacenas en el freezer.[2]

Cómo conservar la mantequilla de anacardos

Con los anacardos puedes realizar una crema o mantequilla para untar en todo lo que quieras. Y es sumamente fácil de preparar:

  • Paso 1: Tostar los anacardos.

No es necesario que queden completamente dorados, cuando ya se empiecen a dorar los sacas. Puedes tostarlos de cualquiera de las formas que te explique en el punto de conservar anacardos tostados.

  • Paso 2: Esperar que los anacardos se enfríen.

Cuando acabes de tostarlos ligeramente, espera unos minutos hasta que se enfríen.

  • Paso 3: Licuar los anacardos.

Puedes usar un procesador de alimentos, un robot de cocina o una licuadora, aunque te será complicada sacarla de esta última. Pon los anacardos dentro de este aparato y licua hasta que se haga una crema, puede tardar unos 3 o 5 minutos.

  • Paso 4: Transferir la mantequilla de anacardo a un tarro.

En un tarro con tapa hermética, que haya sido previamente esterilizado (solo hay que ponerlo en una olla con agua y dejarlo hervir por 15 minutos), y que esté completamente seco, colocarás la crema de anacardos.

También puedes usar un envase hermético o una bolsa si lo quieres congelar.

  • Paso 5: Etiquetar.

En una etiqueta escribe la fecha de preparación de la mantequilla de anacardos y pégala sobre el envase o bolsa.

  • Paso 6: Guardar la mantequilla de anacardo.

Puedes guardar el tarro con mantequilla de anacardo en un lugar oscuro, seco y donde no le pegue el calor directamente, por 2 o 3 meses.

También puedes guardar la mantequilla de anacardo en la nevera, en la parte más fría por unos 4 o 6 meses.

Si lo congelas, asegúrate de usar una bolsa o recipiente apto para el freezer, así la mantequilla de anacardo podrá estar congelada durante 12 meses.

Conviene aclarar que la crema y el aceite natural de los anacardos se puede separar si está almacenada por mucho tiempo, pero solo tienes que revolverlo bien para solucionarlo.

¿Cómo saber si los anacardos se echaron a perder?

Una de las primeras señales que te indican que los anacardos se echaron o están empezando a echarse a perder, es su olor. Si los anacardos huelen rancios, y luego de tostarlos no se les quita ese mal olor, no los comas.

Tampoco es bueno comer anacardos que sepan extraño, como agrio o amargo. Además, si notas que tienen moho, tíralos y no los comas ya que puedes acabar con un dolor estomacal.

Además, si perdieron mucho aceite y se pusieron algo babosos y aguados, no te conviene comerlos.

¿Por qué se ponen malos los anacardos?

Los anacardos contienen una alta cantidad de grasa natural que lamentablemente no dura mucho, y hace que este fruto seco se ponga rancio.

Al estar expuestos al calor, provocará que las grasas naturales de los anacardos salgan y lo estropeen rápidamente. Mientras que si los pones en un entorno sumamente húmedo, el anacardo irá absorbiendo la humedad, lo que propicia al desarrollo de bacterias y hongos.

Asimismo, el proceso natural de oxidación o envejecimiento de cualquier fruto, hará que los anacardos se echen a perder de no contar un almacenamiento adecuado.

¿Cuánto duran los anacardos?

Los anacardos tienen un tiempo de vida útil excepcionalmente largo si lo almacenas correctamente, igual te dejo un resumen del mismo.

ProductoDuración
Anacardos a temperatura ambiente2 – 4 semanas
Anacardos refrigerados6 meses
Anacardos congelados1 año
Anacardos tostados a temperatura ambiente4 semanas
Anacardos tostados refrigerados6 – 7 meses
Anacardos tostados congelados12 – 18 meses
Anacardos de venta comercial, empaque sellado a temperatura ambienteHasta la fecha de caducidad
Anacardos de venta comercial, empaque abierto a temperatura ambiente1 mes
Anacardos de venta comercial, empaque abierto y refrigerado4 – 6 meses
Anacardos de venta comercial congelado9 – 12 meses
Mantequilla de anacardos a temperatura ambiente2 – 3 meses
Mantequilla de anacardos refrigerada4 – 6 semanas
Mantequilla de anacardos congelada12 meses

¿Cuál es el mejor modo de conservar los anacardos?

Aunque los anacardos pueden almacenarse por varias semanas a temperatura ambiente, el riesgo de que se pongan rancias rápidamente si hace mucho calor no lo vuelve la opción ideal.

Por lo que en mi opinión, tanto refrigerar como congelar los anacardos es la mejor manera de conservarlos. En la nevera puedes estar varios meses, tiempo suficiente para consumirlos.

Pero en caso de querer guardarlos de manera indefinida porque tienes muchos o no los sueles comer seguido, o te quedaste sin espacio en el refrigerador, tienes la opción de congelarlos por un buen tiempo.

Los anacardos tostados no duran mucho más que los frescos, y se conservan de la misma manera. Además, si tienen sal el tiempo de vida útil se verá reducido.

En cambio los anacardos que vienen en tarros o bolsas sellados duran más tiempo a temperatura ambiente siempre y cuando no se abran, una vez abiertos dura lo mismo que unos anacardos tostados de forma casera.

La mantequilla de anacardos tiene una duración similar a los anacardos frescos, por lo que es una buena manera de sacarle provecho. En caso de que desees aprender a guardar algún otro producto, este sitio cuenta con una muy extensa lista de temas concernientes a la preservación de comida que te podrías ser de utilidad.


[1] https://espanol.foodsafety.gov/keep-food-safe/foodkeeper-app

[2] https://lee.ces.ncsu.edu/wp-content/uploads/2012/12/TheFoodKeeper.pdf?fwd=no

Cómo Conservar Piñones Pelados o Cocidos

Conservar Piñones
Conservar Piñones

Los piñones al igual que la mayoría de los frutos secos tienen un alto contenido de aceites vegetales, es precisamente esto lo que los hace susceptibles a que se dañen rápidamente cuando no se conservan de forma adecuada.

Los piñones sin pelar pueden durar hasta 3 años, pero cuando estos están pelados esta duración disminuye a 1 o 2 semanas a temperatura ambiente. En la nevera los piñones pelados duran 3 meses, congelados se extiende su duración a 6 meses, tostados y congelados pueden durar 12 meses.

Para conocer los mejores métodos para extender la duración de los piñones continúa leyendo, se explicarán en detalle cada uno de estos.

Conservar piñones en la nevera

Lo ideal es que los piñones se conserven en un ambiente fresco, por eso almacenarlos en la nevera es una de las formas más rápidas de extender su duración.  

Conservar los piñones en la nevera es un procedimiento muy simple solo deberás seguir el paso a paso que se presenta a continuación:

  1. Sacar del empaque original

Saque los piñones que no consumirá del empaque original una vez que lo haya abierto.

  1. Cambiar a un recipiente hermético

En una bolsa o envase con cierre hermético coloque los piñones que desea conservar.

  1. Almacenar en la nevera

Después de esto solo deberá introducir el empaque o bolsa con los piñones al refrigerador.

La duración de los piñones con este método de conservación es de unos 3 meses, sin embargo debe estar atento a signos que indiquen que se han dañado antes.

Conservar piñones congelados

Para una mayor extensión de la duración de los piñones y poder disfrutarlos en más recetas se recomienda su congelación.

El procedimiento para almacenar adecuadamente los piñones en el congelador es el siguiente:

  1. Limpiar sin lavar

En caso de que reciba piñones recién pelados, es decir, que no los haya comprado en un supermercado retire los restos de suciedad (No los lave) con tamizarlos para sacar las partículas de cáscara bastará.

  1. Dividir en porciones

Debido a que los piñones que se congelan y descongelan pierden sus propiedades y sabor, se recomienda dividir la cantidad que se tenga de este fruto seco en porciones.

  1. Envasar

Utilizando una bolsa (las ziploc son las más recomendadas) o recipiente que sea apto para congelar se deben envasar o empacar los piñones a congelar según las porciones determinadas en el paso anterior.

  1. Eliminar el aire

Una mayor duración se garantiza si se hace un envasado al vacío es decir, eliminando la mayor cantidad de aire del empaque.

  1. Etiquetado

Debido a que la duración de los piñones será por algunos meses es importante tener en cuenta cuánto tiempo llevan congelados, por eso se debe etiquetar la bolsa. En el caso de piñones comprados en empaques se debe indicar la fecha de vencimiento que dicho empaque establecía.

  1. Congelar

Finalmente, una vez que se haya asegurado de que la bolsa o envase con los piñones ha sellado adecuadamente se lleva al congelador.

Cuando se congelan, la conservación de los piñones se extiende hasta por medio año cuando se hace de la forma adecuada.

Conservar los piñones tostados y congelados

Otra forma efectiva de mantener los piñones en buen estado durante mucho tiempo es tostándolos y luego congelándolos. Esto se puede hacer tanto para piñones con cáscara como sin cáscara.

El proceso para tostar y congelar los piñones puede que sea más extenso que los anteriores pero valdrá la pena solo se deben seguir a cabalidad los siguientes pasos:

  1. Sacar del empaque

El primer paso para comenzar a tostar los piñones es sacarlos del empaque en el que vienen empaquetados, en caso de que los compre en un supermercado de lo contrario ignore este paso.

  1. Coloque en una bandeja

En una bandeja para hornear preparada con papel para hornear esparza la cantidad de piñones a tostar. La idea es que estos no queden amontonados así que si la bandeja es pequeña divida en dos tandas.

  1. Introduzca al horno

Enciende el horno a fuego lento e introduzca la bandeja con los piñones en este.

  1. Supervise el proceso

Los piñones tienen un alto contenido de aceite que liberarán mientras se hornean por eso es importante vigilar el proceso de tostado en todo momento.

  1. Remueva

Es importante remover constantemente los piñones para garantizar que el proceso de tostado de estos se desarrolle de manera uniforme.

  1. Sacar del horno

Cuando se observe ese característico color dorado es hora de sacar la bandeja del horno.

  1. Dejar enfriar

Deje reposar durante unos minutos hasta que se enfríen.

  1. Empaque y congele

Introduzca los piñones tostados en una bolsa o envase de plástico apto para congelar en el congelador.

Los piñones tostados pueden durar 1 semana sin refrigerar, pero cuando se congelan podrán durar hasta un año, con este método se sacará el máximo provecho a estos frutos que pueden llegar a ser muy costosos.

Conservar piñones con cáscara

Si ha tenido la suerte de recoger o comprar una gran cantidad de piñones con cáscara es importante almacenarlos adecuadamente para prolongar su duración por años.

La forma más recomendada para almacenar los piñones con cáscara es la siguiente:

  1. Escoja el envase adecuado

Se recomienda que se use una caja de cartón que sea densa o una de madera, las latas y botes de vidrio también son buena opción.

  1. Empaque

Coloque los piñones con cáscara en el envase que haya seleccionado para su almacenamiento.

  1. Controle la temperatura y humedad

Lo ideal es que el piñón se almacene en un área con temperaturas no mayores 17°C y con una humedad de 55-60%.

Si no se cuenta con un cuarto de almacenamiento fresco, la nevera es buena opción siempre y cuando se mantengan secos los piñones.

Bajo estas condiciones puedes conservar piñones hasta por 2 a 3 años manteniendo su calidad.

¿Cómo saber si los piñones están dañados?

En general si se trata de piñones que están empaquetados para su venta comercial se puede saber su duración por la fecha de vencimiento. Sin embargo hay otros indicios que pueden ayudar, por ejemplo, la apariencia, si estos cuentan con moho blanco alrededor entonces sin lugar a dudas están dañados.

El olor a rancio es otro aspecto que puede indicar que los piñones ya no pueden consumirse y finalmente el sabor será desagradable, los piñones nunca deben saber amargo así que si percibe este sabor lo más indicado es que los deseche.

¿Cuánto duran los piñones?

El tiempo de conservación de los piñones dependerá del método de almacenamiento que se utilice y de la forma en que dicho método sea ejecutado, porque un error en el procedimiento puede reducir la duración.

Pero esto se puede demostrar con mayor precisión en la siguiente tabla donde se resume cuánto duran los piñones según sean conservados.

ProductoDuración
Piñones con cáscara2-3 años.
Piñones pelados y en la nevera3 meses
Piñones pelados congelados6 meses.
Piñones tostados sin refrigerar1 semana
Piñones tostados y congelados12 meses

¿Cuál es el mejor método de conservación?

Esto dependerá de la cantidad de piñones a conservar y el tiempo que pretenda sacarles provecho a estos. Por ejemplo, si tiene piñones con cáscara lo ideal es que pele solo aquellos que vaya a usar para mantener su sabor fresco.

Pero, si ha comprado piñones pelados en exceso lo ideal es tostarlos y congelarlos para garantizar que estos duren por 12 meses o más. Si en su lugar solo le ha quedado un poco del empaque de piñones que ha comenzado a consumir, solo introduzca los piñones en la nevera o guárdelo en la alacena en su mismo empaque si planea consumirlo en menos de 1 semana.

Como sabemos que ya aprendiste a conservar piñones, te vamos a dejar parte de nuestro catalogo para que puedas seguir informándote sobre el impresionante mundo de la conservación de alimentos.

Como Conservar Almendras Peladas, Partidas, Crudas

Conservar Almendras Portada
Conservar Almendras Portada

Yo soy un gran consumidor de almendras, las debo consumir unas 5 o 6 veces por semana en raciones moderadas, debido a su contenido calórico. Por lo mismo muchas veces compraba en raciones bastante grandes, lo que me llevo a cuestionarme ¿Cómo conservar almendras por largo tiempo?

Las almendras con cáscara se pueden guardar en la despensa por 12 meses. Las almendras peladas se pueden almacenar en la despensa, en la nevera y en el congelador por 2, 3 y 6 meses respectivamente. Finalmente, si tienes almendras tostadas, fritas o molidas puedes refrigerarlas o congelarlas.

¿Quieres conocer cada una de las formas antes descritas? Si tu respuesta es sí, continúa leyendo y aprenderás a conservar almendras por largo tiempo.

Cómo conservar almendras con cáscara

Las almendras que aún se encuentren en su cáscara tienen una mejor durabilidad, pueden mantenerse en buen estado por varios meses. Esto sucede porque la cáscara las protege de que se pongan rancias, o de que insectos y otros agentes las dañen.

Sin embargo, hay que tener un cuidado a la hora de almacenarlas, debemos tener un ambiente óptimo para que la humedad no dañe su capa externa.

A continuación te mostramos los pasos y consejos para almacenar almendras crudas.

  1. Colocar las almendras en una bolsa de papel

Las bolsas de papel son un material que mantendrá a las almendras sin pelar por más tiempo ya que son transpirables.

Así que introduce las almendras con cáscara dentro de la bolsa de papel sin hacer mucha presión para evitar romperlas. En el caso de que no quepan todas las almendras puedes utilizar las bolsas de papel que creas necesario.

Al final solo debes hacer dos dobles para cerrar la bolsa, y para que haya mejor transpirabilidad realiza 3 huecos en la bolsa.

  1. Introdúcelas en una caja de cartón

Para una mejor conservación después de que estén las almendras en la bolsa de papel debemos colocarlas dentro de una caja de cartón de forma vertical y con cuidado de que no se amontonen.

  1. Almacenar en la despensa

Como decíamos al principio para el correcto almacenamiento de las almendras crudas hay que cuidar varios factores en la despensa los cuáles son:

  • Temperatura fresca entre los 18°C.
  • Humedad entre el 75%.
  • La despensa debe estar oscura por completo, alejadas de fuentes de luz y calor.

Cuando te hayas asegurado de cumplir con todos estos indicadores y que tu despensa esté apta, es momento de almacenar la caja con la bolsa de almendras en la despensa.

Al preservar las almendras en su cáscara de esta forma estarán almacenadas por alrededor de 12 meses en buenas condiciones.

Consejos adicionales para un buen almacenamiento de las almendras con cáscara

  • Un consejo importante para una extensión de la vida útil de las almendras es observar cómo están las cáscaras antes del almacenamiento, asegúrate de que estén completas y que no tengan coloración extraña que nos indique moho. Además, debes asegurarte que las almendras no huelan a rancio ni amargo.
  • No debemos mezclar las almendras con otros tipos de nuez al almacenarla. Esto produce que la vida útil se acorte, además que podríamos ocasionar un cambio en el sabor de las almendras.
  • No coloquemos las almendras con cáscara cerca de la estufa, hornos o campanas, entre otros objetos que emanen calor, ya que esto deteriora la composición de las almendras.

Cómo conservar almendras peladas

Cuando las almendras están peladas debemos tener mayor cuidado en su proceso de almacenaje ya que pueden dañarse con facilidad, y mucha gente las pela remojándolas en agua para eliminar los anti nutrientes que pudiera tener.

 Hay tres métodos para almacenar almendras, el primero es la despensa, la refrigeración y por último el congelamiento, cada uno nos funcionará según la vida útil que queramos mantener a estas nueces. Lo bueno es que estos métodos son bastante similares entre sí.

A continuación te mostramos los pasos para cada uno de los procesos que se requieren para conservar almendras peladas. Asimismo, te damos unos consejos importantes para que resguarden la calidad de estas nueces por varios meses más.

Pasos para conservar almendras peladas en la despensa

Para ser sincero, si bien es posible conservar almendras peladas a temperatura ambiente, personalmente recomiendo usar directamente la nevera. Es más seguro, y se adapta mejor a las condiciones de almacenamiento que requiere las que están peladas.

  1. Busca un envase de vidrio hermético

El envase debe estar previamente esterilizado y secado completamente.

  1. Coloca las almendras dentro del envase

Ve llenando el recipiente con las almendras peladas hasta que dejemos 2 cm de espacio entre la tapa y las nueces. Después debemos cerrar herméticamente.

  1. Almacena en la despensa

Colocamos el envase con las almendras peladas en la despensa. Que este lugar tenga una temperatura fresca de 10-12°C y que no haya humedad. Asimismo debemos evitar que el calor o rayos del sol le peguen directamente.

Por lo mismo, en aquellas épocas donde el calor es mucho, se recomienda directamente utilizar el método del refrigerador a continuación.

Al conservar almendras peladas en la despensa nos durará alrededor de 2 meses. Sin embargo, es recomendable consumirla lo más rápido posible,ya que al estar en la despensa puede ser muy propensas a que se pongan rancias o se dañen rápidamente.

Pasos para refrigerar almendras peladas

  1. Consigue un recipiente hermético

El recipiente puede ser de vidrio o plástico lo que debes asegurarte es que tenga cierre hermético y que al momento de guardar las almendras esté completamente seco.

Ten en cuenta que cuando las almendras están peladas son más propensas a los cambios ambientales como humedad y calor. Además de que su alto contenido de aceites naturales las hace más propensas a la descomposición.

  1. Introduce las almendras peladas en el envase

Coloca las almendras en el envase que queden bien distribuidas y cuando se llene el recipiente debemos cerrar herméticamente.

  1. Llevar a la nevera

Cuando tengas el envase lleno y cerrado muy bien procedemos a almacenarlo en el refrigerador, el cual debe estar a una temperatura de 4°C y con una humedad del 65%.

Al cuidar estos aspectos las almendras peladas refrigeradas pueden durar alrededor de 6 meses sin que se pongan rancias o acumulen moho dentro del envase.

Recomendación:

  • Mantén alejado el recipiente con las almendras de otros alimentos con olores fuertes como las carnes, pescados, verduras. Las nueces que están peladas pueden absorber rápidamente el olor y sabor de estos productos.

Pasos para congelar almendras peladas

  1. Buscar una bolsa ziploc

Para un mejor almacenamiento debemos buscar una bolsa que tenga cierre hermético como las ziploc.

  1. Llenar la bolsa con las almendras

Introduce las almendras peladas dentro de la bolsa hasta que dejemos un espacio de 2 cm entre el cierre y las nueces.

  1. Cerrar la bolsa ziploc al vacío

Al congelar las almendras debemos cerrar al vacío la bolsa ziploc, para ello puedes utilizar una máquina especial si la tienes en casa.

Si no cuentas con este artefacto puedes hacerlo fácilmente, solo debes buscar una pajilla o popote y al cerrar solo deja un pequeño orificio donde introducir la pajita y succionar el aire, y rápidamente lo retiras y cierras la bolsa.

  1. Almacenar en el congelador

Coloca la bolsa con las almendras dentro del congelador y recuerda no dejarla en el mismo lugar de las carnes o pescados.

Cuando congelamos las almendras peladas su vida útil puede extenderse hasta 12 meses aproximadamente.

Nota importante:

Si has comprado almendras peladas y están almacenadas al vacío debemos dejarlas en su empaque original hasta que las usemos. Cuando abramos la bolsa y nos sobre solo debes proceder a guardar ya sea refrigeradas o congeladas, como tu desees.

Cómo conservar almendras tostadas, fritas o molidas

Hay variedad de presentaciones de las almendras pueden ser crudas, tostadas, fritas o molidas, en fin son un alimento que se puede preparar de diferentes maneras. Por lo que si tienes la duda de cómo conservar almendras tostadas, fritas o molidas aquí en nuestra web te enseñamos.

Los pasos que conocerás son fáciles y rápidos por lo que mantendrás intacta a las almendras en sus diferentes presentaciones por varios días más.

  1. Buscar un recipiente de plástico

Asegúrate de que el recipiente esté seco y esterilizado antes de almacenar las almendras.

Te recomendamos que sea un envase hermético para evitar que las almendras se oxiden.

  1. Añadir las almendras tostadas, fritas o molidas al envase

Coloca las almendras dentro del envase hasta que esté lleno y al final cerramos herméticamente.

  1. Almacenar en la nevera

Introduce el recipiente con las almendras dentro del refrigerador o congelador.

  • Al almacenar las almendras tostadas, fritas o molidas en el refrigerador te durarán por 3 meses.
  • En el caso de que las congeles pueden permanecer intactas por 6 meses.

Aspectos importantes para un almacenamiento correcto de las almendras

Para un almacenamiento correcto de las almendras en casa debemos tener en consideración algunos aspectos importantes. Los cuales nos permitirían garantizar la vida útil de estas nueces por largo tiempo, veamos a continuación estos factores:

  • La temperatura ideal cuando la almendra está en su cáscara será de 18-20°C y si están descascadas la temperatura correcta será de 4-10°C. Al exceder ese número puede iniciar la acumulación de moho y dañaría las almendras.
  • La humedad es uno de los factores de peligro para la descomposición de esta nuez por eso debes mantener un buen equilibrio. Por lo que la humedad del aire debe estar entre el 70-75% de humedad en el aire.
  • El lugar de almacenamiento debe estar alejado de la luz solar y calor excesivo como estufas, hornos entre otros artefactos. Lo adecuado es que estén en un lugar oscuro completamente.
  • En la época de verano las almendras deben estar almacenadas en refrigerador o congeladas, para evitar que se deterioren por el calor.
  • Y por último las almendras no deben estar almacenadas con otro tipo de nueces, tampoco cerca de especies o alimentos con olores fuertes porque se dañan rápidamente.

¿Cómo saber cuando las almendras están malas?

Cuando no cumplimos con un buen almacenamiento tendremos el riesgo de que las almendras se pongan malas rápidamente. Por lo que es importante reconocer las señales de descomposición para que separemos las que están malas de las buenas y prevenir que nos dañen el resto de las nueces. Así que ¿Cuáles son esos síntomas? Conócelos a continuación.

  • Coloración negra o verdosa en alguna de sus partes, esto nos haría saber que tienen moho. Por lo que deben eliminarse de inmediato no las consumas.
  • Tiene un olor fuerte a rancio.
  • Las almendras cuando están malas tienen un sabor amargo.

¿Cuánto duran las almendras?

Las almendras pueden durar largo tiempo al estar bien almacenadas y cuando consideramos todos los aspectos de su conservación.

Si te preguntas ¿Cuánto duran las almendras? Hemos realizado una tabla que te aclarará con detalles esta duda.

ProductoTiempo de conservación
Almendras con la cáscara en la despensa12 meses.
Almendras peladas en la despensa2 meses.
Almendras peladas refrigeradas3 meses.
Almendras peladas congeladas6 meses.
Almendras tostadas, fritas o molidas refrigeradas3 meses.
Almendras tostadas, fritas o molidas congeladas6 meses.

¿Cuál es la mejor forma de conservar almendras?

Dependiendo de cómo se encuentren las almendras puedes escoger el mejor método de conservación. En el caso de que estén en su cáscara las almendras deben ser guardadas en una bolsa de papel y almacenadas en la despensa. Este método de conservación hará que tus almendras duren alrededor de 12 meses, claro siempre y cuando sigas los pasos y consejos que te dimos anteriormente.

Si por el contrario has comprado almendras peladas y tienes pocas de ellas puedes conservarlas en la nevera y así se mantendrán intactas con su sabor y textura natural. O si prefieres puedes congelar para que extiendas la vida útil hasta 6 meses.

Hoy en día se utilizan mucho las almendras por lo que es indispensable saber cómo conservarlas correctamente, por lo que te invitamos a seguir las instrucciones que te hemos dado. Así podrás garantizar que este alimento no se dañe rápidamente.

Puedes consultar la fuente al final del post

Te invitamos a que pongas en práctica cada uno de los métodos que has leído en este artículo para conservar almendras. Asimismo puedes explorar nuestra web y leer otros post que hemos preparado para ti.


https://vtechworks.lib.vt.edu/bitstream/handle/10919/84264/FST-286.pdf?sequence=1&isAllowed=y

Cómo Conservar Castañas (crudas con cáscara o cocidas y +)

Conservar Castañas
Conservar Castañas

Las castañas son ricas en fibra, proteínas, minerales y vitaminas, pero, solo se dan en la temporada de otoño y es donde viene el problema ¿Qué hacer para comerlas en otras épocas del año? Hay que conservar castañas.

Lo más común es conservarlas en la despensa por un máximo de 15 días. Asimismo, puedes preservarlas en almíbar y conservarlas por 3 meses. Por último, puedes guardarlas en tu congelador por más de 6 meses o deshidratarlas y tener castañas luego de temporada.

Quédate con nosotros y disfruta de las castañas por más tiempo en tu casa.

Conservar castañas en la despensa

Conservar castañas en la despensa es uno de los métodos más sencillos, solo tendrás que cumplir con todos estos pasos de almacenaje para hacerlo correctamente. La mala ejecución de estos pasos puede alterar el tiempo promedio de preservación, por eso, aquí te explicamos detalladamente cómo hacerlo.

  • Paso 1. Selecciona las mejores castañas

En caso de comprarlas en el supermercado, escoge las que tengan un color brillante, no tengan golpes o evidentemente moho.

  • Paso 2. Limpia muy bien las castañas

Solo debes limpiar con un papel absorbente por cada una, para eliminar cualquier resto de sucio, humedad que tengan.

  • Paso 3. Buscar un recipiente con agujeros o una cesta

Es muy importante que el recipiente no esté cerrado totalmente. Debe tener agujeros o huecos para una buena ventilación de las castañas.

Así evitarás que las castañas se dañen.

  • Paso 4. Introducir las castañas en el recipiente o cesta

Echar todas las castañas seleccionadas en el recipiente o cesta agujereado.

  • Paso 5. Verifica tu despensa

Debes asegurarte de que la despensa sea un lugar fresco y seco.

Que no tenga humedad y no le pegue luz solar.

  • Paso 6. Almacena las castañas

Colocar la cesta o recipiente con las castañas dentro de la despensa Procura dejarlas alejadas de otros vegetales.

Este método de conservación será muy efectivo si cumples con todos estos pasos, obteniendo castañas por un tiempo promedio de 15 días.

Congelar las castañas

Para conservar castañas mediante la congelación se tiene que disponer de mayor tiempo para hacerlo ya que es un proceso un poco más largo, pero vale la pena, ya que tendrás las castañas por varios meses. A continuación, te mostramos en detalle cómo extender la vida útil de tus castañas con este método.

  • Paso 1. Escoge las castañas frescas

Cuando compres las castañas recuerda que debes seleccionar las que están sueltas.

Deben tener la piel tersa y sin manchas, que no tengan huecos ni estar blandas.

  • Paso 2. Lava muy bien las castañas

Lava muy bien las castañas, para quitarle tierra u otro resto de suciedad.

  • Paso 3. Corta la cáscara de las castañas

Con un cuchillo filoso haz un corte en la castaña, de una en una. Esto ayudará a quitar la cáscara más rápido cuando se cocinen.

Cuando termines, reserva en un bol, mientras sigues los demás pasos.

  • Paso 4. Coloca a hervir agua

Busca una olla grande con suficiente agua y luego ponla a hervir. Además, añade un poco de sal para facilitar la expulsión de la cascara.

  • Paso 5. Introducir las castañas cortadas en el agua hirviendo

Cuando el agua esté hirviendo, meter todas las castañas, dejarlas por 2 minutos.

  • Paso 6. Buscar un recipiente y colocar agua fría

Pasado el tiempo, saca las castañas del agua hirviendo mediante un colador e introdúcelas un recipiente con agua fría para que no se cocinen más.

  • Paso 7. Retirar la piel de la castaña

Una vez que las castañas se enfríen, hay que pelarlas de una en una y dejarlas en un bol.

  • Paso 8. Cortar las castañas peladas

Haremos un corte a cada castaña, por la mitad.

  • Paso 9. Cocinar las castañas peladas y cortadas

En una olla con agua hirviendo, mete las castañas peladas y cortadas hasta que se cocinen, este proceso debe durar 2 horas aproximadamente.

  • Paso 10. Dejar enfriar las castañas cocidas

Con la ayuda de un colador retira las castañas del agua hirviendo y deja que reposen por varios minutos.

  • Paso 11. Guarda en una bolsa de plástico

Coloca las castañas dentro de la bolsa de plástico y verifica que queden bien distribuidas.

  • Paso 12. Almacena en tu congelador

Introduce la bolsa de plásticos con las castañas en el congelador. Idealmente, es preferible que se ubiquen en la parte de al fondo del mismo para que se conserven siempre frías.

Cuando conservas castañas congeladas, su durabilidad se extiende hasta 6 meses más de su temporada.

Deshidratar o secar las castañas

Deshidratar o secar castañas es un método ideal para mantener y preservar a esta delicia por varios meses luego de la temporada de otoño. El resultado final son unas excelentes castañas secas que puedes consumir por largo tiempo, te explicamos cómo prepararlas en tu cocina.

  • Paso 1. Seleccionar las castañas más grandes

Las castañas deben ser grandes, preferiblemente que todas sean del mismo tamaño.

Que estén en buenas condiciones y frescas.

  • Paso 2. Lavar y secar las castañas

Hay que lavar muy bien las castañas, retirarle toda suciedad.

Puedes utilizar un recipiente con agua y con una esponja suave restregar, hasta quitar las capas de tierra.

Una vez que estén lavadas, procedes a secar cada una de las castañas con papel absorbente.

  • Paso 3. Realizar un corte a las castañas

Realizar el corte en cada castaña con un cuchillo filoso, no es necesario hacer un corte tan profundo.

Siempre se realiza un corte en las castañas, para retirar más fácilmente la cáscara.

  • Paso 4. Buscar una bandeja para hornear

Cuando le hayas realizado el corte a todas las castañas, busca una bandeja para hornear y si tienes le colocas papel para hornear, es opcional.

  • Paso 5. Colocar las castañas en la bandeja

Coloca las castañas que queden en una sola capa, bien distribuidas.

  • Paso 6. Calienta el horno

Caliente el horno con una temperatura de 200° C

  • Paso 7. Introducir la bandeja al horno

Una vez calentado el horno, introducir la bandeja, hornear las castañas durante 24 horas.

Debes voltear las castañas cuando estén a la mitad de este tiempo, para que se cocinen por ambos lados.

  • Paso 8. Retirar las castañas del horno

Cumplido con el tiempo establecido, retirar las castañas del horno.

  • Paso 9. Pelar las castañas

Una vez asadas las castañas y aprovechando la temperatura de las mismas, procedemos a pelarlas, puede directamente con las manos. O con la ayuda de un paño de cocina, para no quemarte.

  • Paso 10. Introduce las castañas en una bolsa plástico

Ya con las castañas frías y peladas, la podemos guardar en las bolsas plásticas con cierre hermético.

  • Paso 11. Almacena en tu nevera

Coloca las castañas en tu nevera, donde estén siempre refrigeradas, puede ser en el fondo para que cuando abras no pierdan la temperatura.

Al conservar castañas deshidratadas pueden durarte en tu nevera durante 3 meses.

Conservar castañas en almíbar

Conservar castañas en almíbar es un verdadero manjar en la cocina, es una receta que requiere tiempo de elaboración, pero su resultado final es excepcional. Además, puedes tener este fruto por varios meses en casa, conoce a continuación cómo conservar castañas en almíbar.

  • Paso 1. Escoge las mejores castañas

Debemos seleccionar las castañas que estén buenas y que tengan buen tamaño.

  • Paso 2. Lavar bien las castañas

Tienes que retirar todo el sucio de las castañas. Enjuagar varias veces con agua fría, para que queden bien limpias.

  • Paso 3. Realizar un pequeño corte a las castañas

Ya limpias las castañas, le haces un pequeño corte en la piel, con un cuchillo pequeño.

  • Paso 4. Busca una olla grande para cocinar las castañas

Pon a hervir suficiente agua con un poco de sal, añade las castañas con el corte fino que le hiciste. Cocinar durante 15 minutos.

  • Paso 5. Retirar las castañas de la olla

Sacar las castañas de la olla. Con un colador pásalas a un recipiente, para que se enfríen un poco.

  • Paso 6. Pelar las castañas

Estando tibias las castañas procedemos a pelarlas. Lo puedes hacer directamente con las manos, o con la ayuda de un cuchillo pequeño

Reservar las castañas peladas en un recipiente.

  • Paso 7. Preparar el almíbar

En una olla mediana colocar 500 gramos de azúcar, 1 rama de canela, ralladura de la casa de un limón y un litro de agua.

Revolver todo y esperar que espese el almíbar.

  • Paso 8. Colocar las castañas en el almíbar

Con el almíbar en su punto, agregar poco a poco las castañas. Con cuidado de no quemarte. Deja cocinar durante 5 minutos.

Que queden blandas, con cuidado que no se rompan.

  • Paso 9. Buscar frascos limpios con tapa hermética

Busca un envase de vidrio y esterilizado con agua caliente, luego, sécalos muy bien.

  • Paso 10. Colocar las castañas en almíbar en los frascos de vidrio

Introduce las castañas en almíbar en los frascos de vidrios y debes taparlos herméticamente.

  • Paso 11. Hacer un baño de María

Colocar los frascos de castañas en un baño de María, durante 30 minutos. Esto para lograr el efecto de al vacío y poder tener una conserva por largo tiempo.

  • Paso 12. Retira los frascos del baño de María

Transcurridos los 30 minutos, retirar los frascos de castañas de la olla.

Que reposen unos minutos, para eliminar el calor.

  • Paso 13. Almacena las castañas en almíbar

Una vez fríos los frascos de vidrios con las castañas en almíbar, introdúcelos en tu despensa o nevera por un mes antes de comerlos.

Este método de conservación de las castañas te permite disponer de este delicioso producto entre 3-4 meses.

¿Cómo saber cuándo las castañas están malas?

A la hora de adquirir castañas debemos tener en cuenta los síntomas que nos indican que están malas, y así evitar alguna intoxicación por consumo. Cuando reconoces estas señales, pueden seleccionar las mejores y así tener castañas por largo tiempo en tu casa.

  • Tiene alguna decoloración en su piel.
  • Presentan moho.
  • Tienen agujeros o huecos.
  • Esta blanda cuando la presionas con tus dedos.
  • Tienen brotes de germinación.

¿Cuánto duran las castañas?

Las castañas pueden tener larga duración luego del otoño, solo debes seguir la clave al conservar castañas que estén en un lugar fresco y seco. Este fruto no se la lleva bien con la humedad, ya que puede descomponerse rápidamente contrayendo moho. Para prevenir estos problemas sigue los pasos que te dimos anteriormente, con las formas de conservación tus castañas pueden durar varios días.

Método de conservaciónTiempo de duración
Castañas en la despensa15 días.
Castañas congeladas6 meses.
Castañas deshidratadas3 meses.
Castañas en almíbar3-4 meses.

 ¿Cuál es la mejor forma de conservar castañas?

La mejor forma de conservación es congelar las castañas, se mantienen frescas y deliciosas hasta 6 meses, pero, antes de almacenarlas debes escaldarlas. Cuando se cocinan y se retiran la cáscara, su estado se preserva mucho mejor, introducirlas en una bolsa de plástico que quede al vació. Al descongelarlas solo saca aquellas que utilizarás, dejándolas a temperatura ambiente por unos minutos.

También, puedes conservar castañas en la despensa, si has comprado pocas de ellas, se mantendrán en perfecto estado por 15 días. Asegúrate que el lugar sea fresco y esté completamente seco, guárdalas en una cesta con agujeros, para que reciban aire constante. Ten en cuenta, que no las debes colocar con otros alimentos ni productos, ya que absorben las sustancias y se pudrirán muy rápido.

Si te ha gustado este post déjanos un comentario, además, te invitamos a seguir leyendo otros métodos de conservación de alimentos.


[1] https://espanol.foodsafety.gov/keep-food-safe/foodkeeper-app

Como conservar dátiles hasta por años

conservar dátiles
conservar dátiles


Decidiste comprar algunos dátiles para probarlos en un postre o porque una receta lo requería. Pero si es tu primera vez comprándolos, seguramente te vas a preguntar ¿es posible conservar dátiles?

Para conservar dátiles en el corto plazo es posible almacenarlos en la despensa por hasta 2 meses. En caso de climas húmedos y calurosos, reemplazar la despensa por la nevera. Para el largo plazo es posible congelar los dátiles o deshidratar los dátiles por más de un año.

Quédate con nosotros para que puedas aprender a como conservar dátiles de una forma rápida y sencilla

Aspectos generales al conservar dátiles

Bueno, antes de empezar, debemos mencionar que existen varias variedades de dátiles, aunque solo unos pocos son realmente populares. Las más populares son las variedades Deglet y Medjool.

En términos prácticos, si compraste en el supermercado, significa que probablemente sea unas de estas 2 variedades. Pero incluso si tienes una variedad diferente, las pautas para conservar dátiles son prácticamente iguales.

Hay tres opciones cuando se trata de almacenar dátiles. Estos incluyen mantenerlos a temperatura ambiente, como en el supermercado, refrigerarlos o congelarlos.

Al igual que con casi cualquier otra fruta, cuanto más tiempo espere almacenar los dátiles, más frío debería ser el ambiente.

Como conservar dátiles en la despensa

Generalmente los frutos secos se caracterizan por ser poco perecederos, y es por la misma razón es que es posible almacenarlos en la despensa, eso sí, hay que seguir las pautas a continuación para garantizar su calidad durante todo el periodo.

  • Paso 1. Elegir los mejores dátiles

Es un paso bastante evidente pero no menos importante, ya que, aquellos dátiles que se están poniendo feos puede llegar a contaminar el resto que no esta dañado. Más abajo, tenemos un apartado que explica que ayuda a saber si los dátiles están malos.

  • Paso 2. Buscar un recipiente hermético.

Un táper de vidrio o plástico funciona bien, lo importante es que cierre herméticamente.

  • Paso 3. Coloque sus dátiles en el recipiente hermético

Empaque los dátiles tan apretados como desee en el recipiente.

Como constantemente recomiendo, ojalá el contenedor tenga la opción de liberar el aire para sellar al vacío.

  • Paso 4. Coloca el recipiente en la despensa

Coloque los dátiles en la despensa o en el mueble que tenga en su cocina. El gran secreto aquí es colocar los dátiles en un lugar oscuro lejos de la luz solar, y también lejos de una fuente de calor como el horno o una estufa.

A medida que los dátiles continúan secándose, se pueden formar manchas blancas sobre o debajo de la piel. Estos son cristales de azúcar. Puede disolver los cristales de azúcar a fuego lento y no representa que haya habido un problema al conservar dátiles.

Puede conservar dátiles en la despensa por hasta 2 meses si has seguido los consejos que hemos dejado para ti.

Conservar dátiles en la nevera

La recomendación general es que, para mantener el sabor y frescura de los dátiles suaves, lo mejor es almacenarlos en la nevera. Además, también es útil en aquellos climas tropicales, muy calurosos y húmedos a la vez.

Para conservar los dátiles en la nevera solo tienes que seguir los pasos anterior, pero esta vez, almacenar en la nevera.

Puede preservar los dátiles en el refrigerador hasta por un año si es necesario. El refrigerador mantendrá sus dátiles frescos para cuando tenga ganas de comerlos.

Datiles ordenados en un contenedor

Como congelar los dátiles

¿Se pueden congelar los dátiles? Pues claro que sí, y es en realidad uno de los métodos mas efectivos para mantener la calidad de los dátiles por el largo plazo, ya que, a diferencia de muchas otras frutas, como las manzanas donde hay que hacer un trabajo adicional, los dátiles se congelan muy bien y sin ninguna preparación exhaustiva. Para ello, debemos seguir los siguientes pasos:

  • Paso 1. Coloque los dátiles en una bolsa para congelar.

Exprime el aire en el interior de la bolsa antes de sellarla. Alternativamente, use un recipiente hermético como táper de plástico o vidrio. Cuando empaques los dátiles en el recipiente, deja espacio libre para permitir la expansión que se produce con la congelación.

  • Paso 2. Coloca la bolsa en la parte más profunda del congelador.

Colocando el recipiente en la zona mas honda los dátiles se congelarán más rápido, conservando su frescura y sabor. Almacenar los dátiles en el congelador es una gran idea si planeas usarlos en una fecha muy posterior o si no estás seguros de cuándo los usará.

Guarda los dátiles en el congelador hasta por 3 años o más. Puedes conservar dátiles en el congelador durante años si se sellan correctamente. Asegúrate de guardar los dátiles en un recipiente hermético para evitar quemaduras en el congelador.

Es posible conservar dátiles por un largo tiempo porque tienen un contenido muy alto de azúcar. Si echa un vistazo a los datos nutricionales de un dátil Medjool, hay 68 gramos de azúcar por cada 100g de dátiles, por lo que es bastante.

Como descongelar los dátiles

  • Saca los dátiles del congelador 3 horas antes de usarlos.

De esta manera, los dátiles tendrán tiempo suficiente para descongelarse antes de comerlos o usarlos en una receta. Los dátiles deben tener el mismo sabor que el día en que los compró.

Si necesitas usarlos de inmediato, remoje los dátiles en un recipiente con agua caliente. Deben estar suaves y listos para usar en 30 minutos.

Si después de sacar los dátiles del congelador nota decoloración, pérdida de sabor o un olor a podrido, significa que han expirado.

Deshidratar los dátiles

Este es un método de conservación que a la vez es una receta, ya que se emplea indirectamente para la producción de azúcar de dátil, un sustito natural y más sano a la azúcar granulada que la mayor parte de la población consume. Para deshidratar los dátiles, debemos seguir la siguiente pauta:

  • Paso 1. Seleccionar los dátiles

Algunos de los dátiles que compramos pueden venir en mal estado, por lo que no tiene sentido conservarlos.

  • Paso 2. Poner los dátiles en una bandeja

Vamos a usar un horno para realizar la deshidratación, por lo que una bandeja de horno es lo ideal. No obstante, la mejor opción siempre es usar un deshidratador, ya que es un producto diseñado solo para esta función.

  • Paso 3. Precalienta el horno a 50°C por unos minutos

Antes de poner la bandeja en el horno, necesitamos que el horno ya este caliente. Para ello, se requiere que el horno se deje prendido a unos 50°C por al menos 2 minutos.

  • Paso 4. Pon la bandeja de dátiles en el horno a 66°C

Tenemos que poner a secar los dátiles, y la forma de hacerlo es dejando el horno a 66°C. Generalmente se deja un día entero, pero hay que estar constantemente monitoreando ya que solo queremos secar los dátiles, no cocinarlo

  • Paso 5. Pon los dátiles en un recipiente hermético

Ya cuando los dátiles están totalmente secos, notarás que tiene una textura crujiente más rígida que de costumbre, como quebradiza. En este punto, debes transferir los dátiles a un recipiente hermético y para que preserven su calidad y sabor caracteristico.

Opcionalmente, puedes moler los dátiles y obtener un polvo, llamado azúcar de dátil.

Puedes almacenar en la despensa alejados de la luz solar y un lugar fresco por al menos 6 meses o en también puedes preservarlos en la nevera por al menos 1 año.

¿Cuánto duran los dátiles?

¿Los dátiles caducan? Efectivamente, como la gran mayoría de los alimentos, los dátiles tienen una fecha de expiración que depende fundamentalmente del método utilizado para su almacenamiento, como la ejecución del mismo.

En consecuencia, te dejamos un resumen para saber la vida útil promedio de los dátiles en cada una de sus fases, de tal manera que también puedas tener una noción de como vas a conservar los dátiles.

Método de conservaciónTiempo de duración
Dátiles frescos en la despensa1 – 2 meses
Dátiles frescos en la nevera6-12 meses.
Dátiles congelados1-2 años.
Dátiles deshidratados en la despensa6 meses.
Dátiles deshidratados en la nevera12 meses

Las variedades suaves o blandas suelen durar un poco menos, para que lo tengas en mente.

¿Cómo saber si los dátiles están malos?

En primer lugar, si los dátiles tienen una película blanca, están bien. La condición es reversible: simplemente coloque los dátiles a la luz del sol durante un tiempo o en el microondas en una bolsa con cierre con unas gotas de agua durante 30 segundos.

dátiles en mal estado
Dátiles en mal estado

Pero si los dátiles se vuelven más oscuros o tienen algún signo de moho, deséchalos. Lo mismo ocurre cuando huelen mal o están podridos.

Si su apariencia es buena y el olor es como de costumbre, dele una probada y en base a esto, decida qué hacer con ellos. Si el sabor no está a su nivel, no dude en desecharlos por motivos de calidad. De lo contrario, están perfectamente bien para comer.

Hasta aquí llega este articulo para conservar dátiles. Te dejamos a continuación otros alimentas que puedes conservar.

También puede interesarte:

Conservar nueces hasta por 2 años fácilmente

Conservar Nueces
Conservar Nueces

Todo el mundo cree que al un fruto seco va a durar para siempre, pero la verdad que para conservar nueces hay que tener ciertas precauciones, así podremos seguir teniendo todos los beneficios de estos ricos frutos secos.

Una porción de una onza de nueces equivale a 1/4 de taza o de 12 a 14 mitades de nueces y proporciona importantes ácidos grasos omega-3, dos gramos de fibra y cuatro gramos de proteína. Las nueces no contienen sodio, colesterol y contienen el doble de antioxidantes en comparación con otros frutos secos, ósea es realmente un superalimento.

A tener en cuenta

Es el contenido de aceite de las nueces, aunque en su mayoría grasas poliinsaturadas más saludables, lo que hace que el almacenamiento adecuado sea importante.

Las nueces absorberán los olores, por lo que es mejor colocarlas lejos de alimentos con olores fuertes, como las cebollas, ya que al conservar nueces no queremos este tipo de contaminación. Los recipientes herméticos brindan la mejor protección para mantener la frescura y también al olor. Al comprar nueces a granel, es mejor transferir las nueces a recipientes herméticos cuando llegue a casa.

Nueces en cajón

La exposición a temperaturas cálidas durante largos períodos de tiempo hará que la grasa de las nueces cambie y se vuelva rancia. Puedes darte cuenta de que las nueces se están volviendo viejas si están gomosas o arrugadas. Se vuelven rancios si tienen un olor extraño similar al diluyente de pintura. ¡Tira las nueces rancias!

¿Por cuanto tiempo puedes conservar nueces?

¿Cuánto duran las nueces sin cáscara? La respuesta precisa depende en gran medida de las condiciones de almacenamiento ya que debido a su alto contenido de aceite, las nueces deben almacenarse adecuadamente para evitar que se pongan rancias.

Para maximizar la vida útil de las nueces sin cáscara, guárdelas en un lugar fresco y seco; Después de abrir el paquete, coloque las nueces en un recipiente hermético sellado o coloque el paquete original en una bolsa para congelador resistente con cierre.

conservar nueces en frasco hermético

¿Cuánto tiempo duran las nueces sin cáscara en la despensa? En estas condiciones puedes conservar nueces por un periodo entre 2 a 4 semanas aproximadamente.

Para extender la vida útil de las nueces sin cáscara hay que ponerlas en el refrigerador. Coloca las nueces en un recipiente hermético o una bolsa que selle al vacío.

¿Cuánto tiempo duran las nueces sin cáscara en la nevera? Al conservar nueces en el refrigerador, aumentará la vida útil hasta aproximadamente 1 año si se almacenan adecuadamente.

Para extender aún más la vida útil de las nueces sin cáscara, hay que llevarlas al freezer o congelador. El proceso es igual a que cuando las ponemos en el refrigerador.

¿Y en el congelador, cuánto tiempo duran las nueces sin cáscara? Puedes conservar nueces manteniendo la calidad durante aproximadamente 18 a 24 meses en el congelador si lo haces de la manera adecuada, pero seguirán siendo seguras para consumir después de ese tiempo si se han congelado ininterrumpidamente.

Cómo conservar nueces congelando

Congelar nueces es extremadamente fácil y, no se necesitas más de unos pasos para que puedas congelar nueces y mantenerlas frescas para usar más adelante y evitar que se pongan rancias antes de usarlas.

Para las nueces que sobraron de un paquete abierto, sería mejor colocarlas en un recipiente congelable. Puede optar por utilizar un recipiente de plástico para congelador que tenga la capacidad de sellar herméticamente o una bolsa para congelador con cierre hermético.

También puedes optar por un sellador al vacío, ya que esto aumenta la capacidad de conservación de la nueces al reducir enormemente las probabilidades de oxidación

Sellando nueces al vacío

Ambas opciones funcionan bien para mantener el aire y la humedad bloqueados, lo que ayuda mucho al conservar nueces.

No debes olvidar rotular el recipiente con la fecha de congelación para que puedas llevar un buen rastreo en cuanto al tiempo de congelación.

Es mejor no congelar nueces molidas. Si planeas usar nueces molidas, congélalas enteras y luego muélelas una vez que las hayas sacado del congelador.

Debe evitar procesar las nueces, picarlas o molerlas hasta que esté listo para agregar las nueces a su comida ya que uno de los requisitos para preservar el sabor de manera óptima, es manteniendo la estructura de la nuez.

Si deseas congelar un paquete de nueces, pero solo deseas usar unas pocas a la vez, es una buena idea congelarlas de manera que sean fáciles de separar en una etapa posterior, y no tengas que descongelar el paquete entero, ya que esto también es peligroso al momento de conservar nueces porque vas rompiendo la cadena de frío.

Para hacer esto, debes colocar las nueces extendidas en una bandeja para hornear. Coloque esto en el congelador hasta que esté completamente congelado. Luego, transfiera estas nueces congeladas a un recipiente hermético o una bolsa de almacenamiento.

¿Por qué debería congelar las nueces?

Como te hemos venido diciendo, las nueces se vuelven rancias fácilmente cuando se exponen a temperaturas cálidas. Esto se debe a su alto contenido de aceite, que les permite echarse a perder rápidamente si se dejan a temperatura ambiente durante un período de tiempo. Mantenerlos fríos en el refrigerador o congelador es la mejor manera para conservar nueces y extender su vida útil de forma drástica.

Una bolsa sin abrir de nueces sin cáscara o con cáscara guardada en la despensa se mantendrá fresca hasta por 2-4 semanas. Si se guardan en el refrigerador, las nueces pueden permanecer frescas hasta por 12 meses. Sin embargo, si se mantienen en el congelador, podrás conservar nueces frescas hasta por 2 años (ver fuente).

Como ya hemos dicho en casi todos nuestros artículos, mientras más pasen en el congelador, menor será su calidad.

Descongelar y recalentar nueces

Es tan fácil descongelar nueces como congelarlas. La mejor manera de hacerlo es transferir las nueces directamente del congelador a la nevera y dejar que se descongelen durante unas horas o durante la noche.

No necesita recalentar las nueces si planea cocinarlas, se pueden echar a la comida y se descongelarán desde allí. Puede dejar las nueces a temperatura ambiente para descongelar, lo que será más rápido que dejarlas en la nevera, pero al hacerlo, corre el riesgo de que las nueces se expongan a temperatura ambiente durante demasiado tiempo, por lo que podrían ponerse malas.

Como muchos frutos secos, puedes optar por tostarlas un poco, para que adquieran ese sabor tan característico del tostado.

También puede interesarte: